Nómades en la red laboral: ¿traidores o embajadores?

Sabemos que los llamados millennials tienen expectativas, estilos y objetivos personales diferentes a los que están acostumbradas las compañías. Quieren horarios flexibles, buena relación entre vida profesional y vida personal, trabajar por proyectos, sentirse vitales y únicos dentro de un equipo. Y ser parte de algo más grande, que no es la empresa sino la comunidad y el mundo. 

También aspiran a contribuir a un propósito social y no sólo económico. Y como parte de esta apertura, pretenden trabajar algunos días desde su casa, licencias para viajar, interactuar en las redes sociales y encontrar nuevos desafíos.

Son originales, talentosos y disruptivos, pero nómades, ya que no aspiran a permanecer por años en un mismo lugar. 

Las empresas tratan de “domesticarlos” ofreciéndoles capacitación, un plan de carrera, pero ellos se van. A otra empresa o detrás de un sueño emprendedor.

Los de cuarenta y cincuenta se impacientan e irritan. ¿Darles a estos “chicos” privilegios a los que ellos tuvieron que renunciar? ¿Bancarse saber que se van a ir?

El enojo por la pérdida de tiempo, recursos y energía que se invirtió en capacitarlos es grande. La decepción emocional  y la sensación de ingratitud también. Y encima se llevan las herramientas y hasta los contactos que la empresa les brindó.

Preocupados y frustrados sus jefes se preguntan: ¿Qué hacemos con ellos? No contratar a ninguno más no es una opción. Son la fuerza laboral del presente y para peor algunos se pueden dar el lujo de elegir dónde y con quien trabajar. 

¿Habrá que aceptarlos y cambiar algunas dinámicas de la empresa? 

Estos personajes que nos amenazan con su estilo descarado, son más independientes, pero también están más disponibles para la conectividad  y la colaboración.

Alma de emprendedores dentro de las empresas. ¿Pero no es eso lo que está haciendo falta? Pasión, creatividad, innovación.

La empresa de hoy y mañana necesita integrar a las generaciones, los géneros y los modelos mentales.  Hacer jugar en armonía identidad con diversidad, pertenencia con apertura, experiencia con audacia, tradición con innovación. 

A su vez, hoy los conocimientos especializados y las habilidades soft, lo técnico y lo humano, se entraman de una nueva manera. 

Antes las empresas se ocupaban de capacitar a la gente que iba a permanecer. Ahora lo que no permanece es el conocimiento, que se vuelve obsoleto a gran velocidad. Es por eso que cada vez más se requerirán menos “archivos” mentales de información y mejores “programas” de procesamiento de las ideas. Y en esto habrá que reconocer el valor de las experiencias variadas en diversos ámbitos, que son las que forman a la persona con un pensamiento más rico y flexible y con inteligencia social. Y cada experiencia desarrolla nuevos circuitos neuronales y mentales enriqueciendo el pensamiento y extrapolando saberes de un área a otra. Y más aún, esas personas comparten redes humanas con gente de cada uno los mundos por los que se mueven.

Los archivos de información y conocimientos se guardarán, actualizarán y estarán disponibles en las computadoras.

Entonces, ¿Por qué no ayudar a estos nuevos jugadores del tablero organizacional a potenciar su capacidad conectiva y colaborativa, y si hace falta habilitarlos a trabajar en red? Se irán de todos modos, pero en ese caso en vez de traidores tendremos embajadores. 

Estos nómades oxigenan y polinizan las redes humanas, creando nuevos vínculos, contagiando los valores y saberes que aprendieron, trayendo nuevas propuestas como proveedores o potenciales clientes. También  podrán promover alianzas  estratégicas desde sus nuevos lugares de trabajo. Además, seguirán siendo parte de nuestra red y mantendrán el vínculo con nuestra gente y nuestra empresa.  

Dra. Sonia Abadi

Publicado en “El Punto de Equilibrio” el 8 de Febrero de 2017



Por | 2017-02-08T16:45:00+00:00 08/02/2017|Categorías: Pensamiento en red|Sin comentarios

Sobre el autor:

Médica, psicoanalista, consultora en creatividad, innovación y redes humanas.

Deje su comentario